sábado, 25 de julio de 2015

El amor engorda


Cuando tus vaqueros preferidos han dejado de cerrarte es que algo va rematadamente bien. He decidido pensar eso en lugar de volverme loca y ponerme a dieta salvaje: soy feliz, estoy tranquila, diría yo que enamorada, ergo... estoy engordando.  Nada preocupante de momento (los vaqueros en cuestión eran una talla 38, no nos volvamos locas), pero como no tengo pensado competir con mi mesa de camilla, me puse manos a la obra y decidí regresar al gimnasio.
El tiempo, lamentablemente, no me sobra, así que aposté por el 'Gran libro de loa entrenamientos en 15 minutos' que edita Women's Health y me zambullí en su amena lectura.
Resulta que hay entrenamientos para todo: con mancuernas, con pesas rusas, con fitbal, con balón medicinal, con deslizadores, con cuerdas, en el suelo, para hacer en el avión, para el dolor de cabeza, para el síndrome premenstrual, para el dolor de espalda, para las reuniones con excompañeros, para ponerse el bikini, para los cuerpos tipo pera, para los tipos manzana y para los relojes de arena... Para TO-DO.
Pero mis favoritas son las rutinas para el sexo. Sí, sí: para mejorar tus orgasmos, tus posturas en la cama y rendir más donde más nos gusta; entre las sábanas. Como podéis imaginar, convertí estas tres rutinas en mi objetivo primordial y me lancé a ejercitarlas como si no hubiera un mañana, a lo loco, a lo bestia y sin hacer caso de lo que decían las primeras páginas del libro.

Para empezar, aprovechando que tenía una mañana libre, las hice todas de una vez. Con todas y cada una de sus repeticiones, sin importarme las miradas que mi culo en pompa o mis caderas elevándose rítmicamente, o si por el escote de mi camiseta asomaba el canalillo (que ha aumentado también una talla, por cierto). Yo, a lo mío.
Me sentía una diosa, dispuesta y preparada para todo. Me imaginaba que esa misma noche rompería todos los cánones de lo moralmente aceptable y descubriría el placer más allá de lo que habían sido hasta ahora mis posibilidades.
Algunas veces me pregunto si yo aprenderé la lección, pero me parece que no. A medida que pasaba la tarde, las piernas me dolían, sentía tensión en los brazos, las caderas, el culo... todo mi cuerpo se iba enfriando y entumeciendo y, al caer la noche, no había un sólo rincón de mi epidermis que no fuera un ay.
Cuando mi chico llegó a casa, la idea de sexo desenfrenado había desaparecido del todo de mi cabeza y el ibuprofeno tenía un papel mucho más importante. "¿Ejercicio para disfrutar del sexo...? Obviamente esta rutina no tiene resultados a corto plazo", pensé.
Con todo el dolor de mi corazón ya daba la noche por perdida cuando, camino del primer sueño, mi chico tuvo una idea gloriosa.
-"Me parece que lo que te pasa es que no has estirado bien, Pandora", me susurró mientras me doblaba las piernas por las rodillas y me las acercaba al pecho. "¿Sabes cuándo estás estirando bien?", me preguntó mientras yo sentía cómo jugueteaba con su pene y mis labios mayores. "Estás estirando bien ahora", concluyó mientras me penetraba sin prisa pero sin pausa.
¿Os hacéis a la idea de cuántos estiramientos puedes hacer mientras follas? Yo, desde luego, no me lo imaginaba, pero la cantidad de posturas sanadoras que puedes adoptar mientras tienes a tu chico con todo lo suyo dentro de tu cuerpo merece un epígrafe entre las rutinas de 15 minutos del libro de Women's Health. Aunque, ya puestos, yo al menos le dedicaría media hora..


http://www.elmundo.es/blogs/elmundo/lacamadepandora/2015/03/26/el-amor-a-los-40.html

El amor a los 40




Al próximo que me diga qué duro es tener 40 años le voy a dar la razón, pero solo en parte. Ya no tenemos 20 años, por supuesto, y eso se nota. Antes éramos capaces de irnos a trabajar de empalmada tras una noche de juerga sin dormir y, con una ducha y un café, estábamos como nuevos y con la mejor de las sonrisas. Antes éramos capaces de bailar 10 piezas seguidas de música disco sin repetir un solo paso y ahora, cuando me veo reflejada en los espejos de los bares, detecto tics que me hacían sonrojar cuando los veía en mi madre. ¿Me ha poseído el espíritu de Abba? ¡Pero si yo no había nacido cuando se bailaba con los codos pegados a la cintura! ¿Cómo puede salir eso de mí, que a los veintitantos años era la reina de las pistas?
Pero si soy sincera, lo que peor llevo es que los viajes románticos se han convertido en otra cosa. Cuando tenía poco más de 30 años viajé a Italia con el noviete del momento y no recuerdo un solo lugar donde nos sentásemos. Anduvimos como si no hubiera un mañana, como si aquello fuera 'Antes del amanecer', 'Antes del atardecer' y 'Antes del anochecer', todas juntas y sin descanso.
Creo que estuvimos escasamente dos noches en Florencia. Salíamos del hotel después de un croisant con sexo por la mañana y nos echábamos a las calles sin más rumbo que donde nos llevasen nuestros pies. Comíamos donde tocaba y cenábamos algo exótico (una pizza o algo por el estilo) antes de volver a la habitación a deshacer de nuevo la cama.
Bendita juventud aquella... Pero hay que ver cómo ha cambiado el cuento.
Hace unas semanas fui de viaje con el interesante maduro (tiene un par de años o tres más que yo) con el que me frecuento, en sociedad y en la intimidad desde hace unos meses, a París y todavía me pregunto cómo sobrevivimos.
No se puede empezar un viaje de este tipo con mejor intención: nada más llegar al hotel teníamos pensado estrenar la ducha y la cama juntos. Pero ahora en los hoteles se entra a partir de las dos de la tarde, así que tuvimos que conformarnos con entrar al baño de la recepción por turnos y dejarles en consigna las maletas antes de empezar a explorar juntos la ciudad. Por supuesto, no volvimos hasta bien entrada la noche, reventados de cansancio y con los pies hinchados como botas de après sky.
En la cabeza tenía todo lo que había idealizado sobre lo que haríamos cuando llegásemos al hotel. Había echado en la maleta un conjunto de Victoria's Secret maravilloso que él me regaló y hasta había pensado adornar mi epidermis con un par de tatuajes temporales con brillantina. Pero...
-"Si eres capaz de conseguir que me corra en menos de 10 minutos sin que yo me tenga que mover, luego te doy un masaje en los pies".
Sí, yo dije eso y no me arrepiento. Creo que con esa frase para el recuerdo inauguré una nueva etapa en mi vida.
No es lo mismo el amor a los 20 que a los 30 o a los 40 y tantos, pero creo que ahora tiene mucha más gracia. Al menos nos estuvimos riendo de mi ocurrencia hasta que, efectivamente, con su deliciosa habilidad, consiguió que nos corriésemos los dos en menos de 15 minutos.
El amor a los 40 también se ha vuelto más solidario y generoso, porque donde antes era una incómoda y terriblemente larga sesión de sexo oral número 69, ahora es un masaje mutuo de pies y piernas con aceite de almendras y esencia de lavanda.
El amor a los 40, en definitiva, es el mejor del mundo (al menos, del mundo que llevo descubierto hasta ahora) porque te puedes permitir el lujo de visitar una hermosa ciudad con una hermosa persona de la mano y sentir que el tiempo que no estáis en la cama también es una cosa preciosa.

 http://www.elmundo.es/blogs/elmundo/lacamadepandora/2015/03/26/el-amor-a-los-40.html

miércoles, 22 de julio de 2015

Mitos sobre la sexualidad masculina


Resultado de imagen para sexsualidad
 ¿Eres de las personas que creen que los hombres sólo piensan en sexo? Así como este, existen muchos mitos sobre la sexualidad masculina que sólo desvirtúan la realidad.
Muchísmos hombres no encajan en esos estereotipos simplemente porque la sexualidad masculina es más compleja de lo que te han hecho creer.
A continuación te vamos a mostrar 9 datos –vistos en Mic- que te ayudarán a cambiar la definición que tienes sobre la sexualidad masculina.
1. Los hombres no siempre eyaculan
Existe una cosa llamada orgasmo seco y ocurre cuando un hombre alcanza el clímax sexual pero no libera semen del pene. El orgasmo seco por lo general no es dañino, pero puede interferir con la capacidad de un hombre para engendrar un hijo.
2. Los impulsos sexuales son tan variados como los de las mujeres
Una gran cantidad de hombres en realidad no quieren tener sexo todo el tiempo. Sorprendentemente, a veces las mujeres quieren más.
"En mi opinión, estamos socializados para pensar que los hombres están siempre listos para el sexo y eso no es verdad," dice a Mic Sofía Jawed-Wessel, investigadora de sexo y profesora de la Universidad de Nebraska en Omaha.
"Los hombres y las mujeres no son tan diferentes en términos de deseo sexual. La ciencia demuestra una discrepancia bastante mínima en el deseo sexual entre las parejas y no siempre los hombres tienen más ganas."
3. Los hombres pueden tener orgasmos múltiples
Los orgasmos múltiples no es una experiencia sexual que se limita a las mujeres. En un reciente artículo para la revista Playboy, el investigador sexual Justin Lehmiller arroja algo de luz muy necesaria sobre este fenómeno, concluyendo que "la ciencia acumulada hasta la fecha revela que este fenómeno es real, es probablemente más común de lo que pensamos, y que sólo podría ser una habilidad de enseñanza”.
La clave es algo denominado "período refractario", en la que el cuerpo se recupera después de clímax. Resulta que hay una parte de ese periodo en el que los orgasmos adicionales son realmente posibles.
4. Los hombres no necesitan tener una erección para disfrutar del sexo
No todo el sexo requiere de penetración. En un artículo de Psychology Today, la investigadora sexual Deborah Taj Anapol desmintió el mito de que las erecciones son necesarias en los juegos sexuales.
"Un pene semi-erecto puede ser más sensible a las sensaciones sutiles y menos impulsado a buscar la liberación", escribe.
"Esto permite a un hombre aumentar su capacidad de experimentar y disfrutar de las sensaciones eróticas a través de su cuerpo y de contener más energía erótica que con el tiempo se puede compartir con una pareja, con o sin penetración."
5. No todos los hombres desean tener un pene grande
Este punto no tiene ningún fundamento científico, pero seguramente has escuchado a más de una mujer u hombre decir lo siguiente: “lo tenía tan grande que me lastimó”.
Lo importante aquí es saber cuáles posiciones deben hacer para que el sexo sea placentero para ambos.
6. Los hombres tienen un singular "punto G"
El "punto G" de las mujeres está siendo objeto de acalorados debates, enfocados en si las mujeres pueden tener orgasmos vaginales. Pero el concepto en sí, un lugar especial al que sólo se puede llegar con la penetración, existe para los hombres también. Si no lo sabías, se encuentra en la próstata.
7. ...y puede ser estimulado
"El placer durante la estimulación anal o de próstata no tiene nada que ver con la orientación sexual", explica Jawed-Wessel. "Si un hombre encuentra la estimulación de la próstata placentera, entonces es maravilloso. Ha descubierto algo nuevo que añadir a su repertorio sexual"
8. Los hombres tienen su propia versión de la menopausia
Si bien la frase "menopausia masculina" es algo poco apropiada, la ciencia ha demostrado que los niveles de testosterona caen para muchos hombres a medida que envejecen.
9. Los hombres también son inseguro sobre sus cuerpos
La correlación de la imagen corporal y el deseo sexual suele verse como un problema exclusivamente femenino. Los expertos saben que esto es mentira, y también lo saben tipos como Chris Pratt. La estrella de Jurassic World confesó a Men's Health UK que su exceso de peso en el pasado tuvo un impacto negativo en su deseo sexual. "Te va a afectar, no sólo físicamente, no sólo en la forma de verte," dijo. "Sino en cómo te sientes y cómo se siente tu espíritu y tu pene. ¡Especialmente la parte del pene!".
Esperamos que estos puntos te ayuden a tener mejores experiencias sexuales.



http://www.notitarde.com/Sexualidad/Mitos-sobre-la-sexualidad-masculina-/2015/07/21/560409

viernes, 17 de julio de 2015

¿Por qué la moneda estadounidense se llama dólar?


“¿En cuántos Bs. vendes un dólar que luego no sabes cuándo o cómo podrás cambiarlo a dólares nuevamente? dice @merpoeste |Foto: Archivo


El nombre de la moneda estadounidense viene desde de la segunda guertra mundial |Foto: Archivo
El dólar, tal cual lo conocemos, tendría un poco más de 70 años, ya que fue erigido después de la segunda guerra mundial
 
 
El dólar es la moneda del mundo: es ubicua, atractiva, permutable  y no hay persona que desconozca su existencia. Todos quisieran tenerla en su billetera, aún como amuleto. Su historia como moneda universal apenas sí tiene un lapso de 70 años, pues se erigió como tal luego de la segunda guerra mundial.
Pero hay más historias detrás del billete verde, la más llamativa es que el término no es completamente gringo, las investigaciones dan cuenta que la palabra dólar procede del centro de Europa, del Valle de San Joaquín en la actual República Checa, y proviene básicamente del término thaler, que es la abreviación de joachimsthaler, una moneda de Joachimsthal (Valle de San Joaquín) en Bohemia.
Incluso el símbolo “$” provendría de esta moneda, según indica Miguel Murillo, asesor de planeamiento y control financiero de Centrum,  en ella aparecían las columnas de Hércules, símbolo del estrecho de Gibraltar  (II) con una cintas (S) y la leyenda “Plus Ultra” (más allá) las mismas que abreviadas por el uso y el tiempo se convirtieron en el actual signo de “$” .
El dólar, símbolo de la abundancia y del derroche, no nació con la creación de los Estados Unidos de Norteamérica pues ya existía mucho antes y no era la única moneda que se usaba para intercambiar valores. En el territorio norteamericano circulaba lo que era conocido como el dólar español,  el cual, según Murillo,  era una segunda denominación para la moneda de a ocho reales creada por los Reyes Católicos y el cual se acuñaba en el norte de lo que en ese momento era México.
Cuando se declaró la Independencia de EE UU el Congreso, que se reunió en Nueva York,  estableció, el 6 de julio de ese año, que el dólar español sea la moneda oficial de la nueva nación prácticamente  porque se requería uniformizar el tipo de cambio. ¿Esto por qué? Porque tras la guerra los 13 estados de la Unión quedaron en un caos financiero debido a que emitieron una inmensa cantidad de billetes de papel para financiar la guerra. Estos billetes eran pagarés, conocidos también como continentales, en nombre del Congreso Continental;  sin embargo una vez que la guerra acabó los continentales tenían un valor distinto, algunos incluso no servían ni para comprar un pan, no valían nada .
El dólar finalmente como tal (es decir, bajo una creación orgánica refrendada por un decreto del gobierno) fue gestada por Alexander Hamilton, secretario del Tesoro del Gobierno de George Washington, quien propuso, con un decreto legal de la Casa de la Moneda Estadounidense del 4 de abril de 1792, para entonces la fonética inglesa ya había adoptado la palabra dólar.

La primera moneda de un dólar emitida  por el Gobierno Federal de Estados Unidos fue acuñada en 1794  y mostraba a la Libertad, simbolizada en una mujer con cabello suelto, hoy esta moneda tiene un valor de 650 mil dólares.
Pero debido a que EE UU tuvo un crecimiento desordenado, la moneda demoró en establecerse como tal a lo largo de toda esta nación. Murillo indica que por ejemplo en el lejano oeste (primera mitad del siglo XIX) los bancos privados emitían sus propios dólares. Así, explica que habían 8.000 bancos  imprimiendo billetes distintos entre sí. Fue con Abraham Lincoln que se emitió el primer billete para evitar este desorden para lo cual creó el Banco Central el cual a su vez imprimió el ‘Greenback’ o billete verde. Lo curioso es que este billete tenía como respaldo su valor en oro (hoy ya no es así), de tal manera que eso permitía no emitir indiscriminadamente nuevos papeles.
Evidentemente, la moneda tuvo muchas transformaciones hasta llegar a hoy, pero aún no pierde su atractivo en la medida que ha sido la moneda de referencia para que los bancos centrales del mundo guarden sus reservas internacionales. De ahí que aún tenga importancia universal.


 http://www.el-nacional.com/GDA/moneda-estadounidens...ma-dolar_0_598140267.html

lunes, 13 de julio de 2015

Anunciaron que culminaron proyecto de la VIII Convención Colectiva de los docentes




Para la próxima semana está prevista la entrega en la Inspectoría del Trabajo Nacional del proyecto de la VIII Convención Colectiva de los docentes, esto luego que este jueves las 17 agrupaciones encargadas de la elaboración de la propuesta que beneficiará al conglomerado de docentes dependientes del Ministerio de Educación culminarán el contenido de la petición, así lo indicó la autoridad del Sindicato Nacional Fuerza Unitaria Magisterial (Sinafum) José Simón Castillo.
sinafun-aragua-100715
Sostuvo que esperan lograr la firma de la VIII Convención Colectiva en el último cuatrimestre de 2015, a su vez adelantó que en la propuesta que actualmente está en la Comisión de Estilo, los docentes que están en el primer escalafón ganen 2.5 salarios mínimos y así seguir el incremento entre escalafón con una incidencia de 7%. También se espera un alza en el 100% de todas las primas entre las que destaca rurales, fronterizas y de mejoramiento.
Apuntó la autoridad sindical que hay cláusulas que contemplan la formación, beneficios asistenciales para los docentes y familiares, venta de productos Mercal y equipos del programa gubernamental “Mi Casa Bien Equipada”.
Por su parte Winston Lamb directivo de Sinafum anunció: “para el próximo 13 de julio, los educadores de la enseñanza dependientes del Ministerio de Educación van a recibir el pago del bono recreacional y el 14 de julio les será cancelado las semanas de ajuste”.
Al ser consultado con relación al pago del aumento de 50% decretado por el Presidente Nicolás Maduro para los docentes dependientes de la gobernación de Aragua, Lamb precisó que la máxima autoridad de la entidad Tareck El Aissami está a la espera de la aprobación de recursos por parte de la Asamblea Nacional, sin embargó resaltó que el mandatario estadal en los próximos días dará el anuncio.
Las declaraciones fueron efectuadas durante un encuentro realizado por el Colectivo Educativo Revolucionario “Chávez”, en el cual los docentes también apoyaron al Presidente Nicolás Maduro, esto con relación a las medidas tomadas entorno a la situación del Esequivo, al igual respaldaron a la máxima autoridad de Aragua, Tareck El Aissami en cuanto a las acciones ejercidas contra ex gobernador Rafael Eduardo Isea.



http://elsiglo.com.ve/2015/07/10/sinafum-anuncio-que-culminaron-proyecto-de-la-viii-convencion-colectiva-de-los-docentes/

jueves, 9 de julio de 2015

martes, 7 de julio de 2015

Conoce todo sobre el flujo vaginal




Tal vez sea el último tema del que quieras hablar pero el flujo vaginal (es una secreción que proviene de la vagina y se manifiesta al inicio de la pubertad) es algo normal en las mujeres y merece tu atención ya que cuando cambia, es un indicador de que algo puede no estar bien, reseñó Salud180
En el cuello uterino hay unas glándulas que producen moco trasparente que puede tornarse de color blanco o amarillento al entrar en contacto con el aire. El flujo vaginal tiene la función de limpiar tu vagina y mantenerte lubricada. Esta secreción es inodora normalmente y es parte natural del cuerpo femenino.
Durante el ciclo menstrual, la cantidad y consistencia del flujo vaginal se modifica debido a los cambios hormonales. También puede haber cambios debido a factores como la ovulación, excitación sexual, embarazo o estrés.
Los cambios en el flujo vaginal también son un indicio de que puede existir algún problema, como infecciones vaginales o enfermedades de trasmisión sexual. Cuando hay alguna alteración el flujo vaginal cambia de color a verde o amarillo; su consistencia es espesa, pastosa o muy líquida y puede presentar mal olor.
Para evitar este tipo de infecciones mantén tus genitales limpios y secos; evita el uso de duchas vaginales o jabones perfumados; utiliza condón en cada relación sexual; usa ropa de algodón y evita la ropa muy ajustada.
Estadísticamente, la mayoría de las mujeres tendrá una infección vaginal alguna vez en su vida. Sin embargo, si tienes una buena higiene y sigues las recomendaciones anteriores puedes prevenir cualquier tipo de problema. ¡Buena suerte!

 http://www.lapatilla.com/site/2015/07/06/conoce-todo-sobre-el-flujo-vaginal/