sábado, 2 de agosto de 2014

Aumentan peticiones de traslados de docentes ante amenazas de estudiantes


Aparte de los robos en los planteles, ahora las autoridades educativas deben lidiar con la intromisión de bandas de antisociales que "apadrinan" a alumnos.

imageRotate
Cada vez es más común lidiar con situaciones de violencia en escuelas y liceos (Archivo)
JOHANA RODRÍGUEZ |  ESPECIAL PARA EL UNIVERSAL

  Amenazas de muerte y agresiones físicas sufren docentes que han reprobado a estudiantes, situación que ha generado un incremento de las peticiones de traslados en los liceos ubicados en zonas populares a propósito del cierre de año escolar.

Oscar Rose, director adjunto de Educación Miranda, explicó que no están clasificados los casos porque quienes piden los traslados alegan razones personales sin detallar más para no exponerse, aunque indica que ellos conocen la realidad, por lo que la orden es acceder al traslado sin tardanza para evitar desenlaces que lamentar.

Otro vocero de la subregión educativa explicó que las solicitudes de traslado en Altos Mirandinos se han incrementado 50 %, con respecto al año anterior. A las amenazas se suma el descontento de los docentes por tener que repetir hasta seis veces los exámenes finales en el caso de que el estudiante resulte reprobado.

Una de las instituciones donde se vive esta realidad es la Unidad Educativa Estadal (U.E.E.) Luisa Cáceres de Arismendi, en Los Teques, donde cada vez es más frecuente el irrespeto a la figura del docente, según lo reconoció el director de la institución, Luis González.

"En mi primer día de clases cuando asumí el cargo hace un par de años, dos jovencitos con escopetas morochas custodiaban a un estudiante y no se fueron hasta que lo vieron ingresar. Otro fenómeno que ha cobrado auge es el apadrinamiento de los antisociales de la zona hacia ciertos estudiantes a quienes llaman sus cachorros, quienes se convierten en líderes negativos dentro del aula y amenazan a los docentes que los raspen".

La denuncia que encuentra asidero en otros liceos de los Altos Mirandinos es respaldada por el oficial agregado Luis Azuaje, miembro de la División de Relaciones Comunitarias del Instituto Autónomo de la Policía del Estado Miranda (Iapem).

"Durante una charla de seguridad un estudiante de sexto grado se identificó como el "pran" del salón; usan términos incluso carcelarios que se trasladan a la comunidad y que los niños repiten. Igualmente se ha dado la situación que hacen prácticas de iniciación para ingresar a las bandas de antisociales y para probar a los chamos les dicen que les cuiden un arma de fuego e incluso droga que terminan llevando a los colegios", agregó.

Azuaje refirió que cada vez es más común lidiar con este tipo de situaciones en escuelas y liceos. "En la Unidad Educativa Túnel 10, en la capital mirandina golpearon y robaron a un grupo de maestros; hay un nivel de descomposición muy alto que viene reforzado en el hogar".

La opinión encuentra sustento en la experiencia de docentes como Margarita Otaiza, trabajadora del barrio El Nacional, quien ha soportado insultos tanto de parte de alumnos como de padres. "Noté que a un estudiante le pasaron un paquete y cuándo le pregunté qué era salió corriendo. Al citar a los representantes solo me dijeron que no era asunto mío y lo dejara en paz".

La situación ha llevado a que docentes exijan traslados o se vean obligados a aprobar a los alumnos -así los hayan visto solo tres veces durante el año escolar- para resguardar su integridad física. Igualmente, agudiza la problemática de "escasez" de profesionales en los centros de estudios públicos, donde se dan estas prácticas.

 Continuar leyendo:
@FreddEsZ


Fuente:
http://www.eluniversal.com/caracas/140731/aumentan-peticiones-de-traslados-de-docentes-ante-amenazas-de-estudian