viernes, 16 de agosto de 2013

Seis técnicas para un #masaje #erótic


Sexualidad


Tus manos pueden ser el instrumento a través del cual tu pareja y tú descubran los caminos que los llevan hacia el placer sexual y el clímax. De acuerdo con la sicóloga y terapeuta Martha Elena, es aconsejable que en una relación de pareja siempre esté presente el masaje erótico mutuo, por lo menos una vez a la semana.

La sensación del tacto resulta muy gratificante, pero si se hace con sensualidad es también muy excitante. Si visualizas el cuerpo como un gran lienzo las manos se convierten en los pinceles, los cuales pueden plasmar en él cualquier expresión de afecto y deseo.

También te puede interesar:Masaje erótico para fin de semana

Que los protagonistas sean sus manos

Para la fisioterapeuta con especialidad en terapéuticas integrativas Leonardo Núñez Cuartas, puede haber mil técnicas para un masaje erótico, el límite es la creatividad y el principio de respeto hacia sí mismo y hacia la pareja. Sin embargo, Salud180.com te proporciona 6 técnicas para realizar un masaje erótico:

1. Deslizamiento. Éste es un masaje rudo, pues literalmente te tumbarás sobre tu pareja. Sólo se aplica en la espalda. Pon las manos en sus glúteos, con las palmas bien asentadas y los dedos hacia su cabeza. Luego, con el peso de tu cuerpo dirigido desde el plexo solar, empieza a recorrer la columna con ambas manos, el tiempo que quieras. Cuando llegues a los hombros y el cuello, bájalas lentamente hacia las caderas y vuelve a empezar.

2. Círculos con las palmas. Los movimientos circulares son básicos en el masaje y pueden aplicarse con distintos grados de presión. Coloca ambas palmas sobre el cuerpo de tu compañero y muévelas en círculo, firmemente, hacia arriba y hacia afuera y lejos de la espina dorsal.

3. Masaje con los pulgares. Coloca ambos pulgares en la parte baja de la espalda y haz movimientos cortos, rápidos y alternados con ambos dedos, hacia arriba y a lo largo de los glúteos hasta la cintura. Recorre el lado derecho del cuerpo hasta los hombros; haz lo mismo en el lado izquierdo y vuelve al principio.

4. Presión Corporal. Sentado junto a tu pareja, coloca las manos a ambos lados de la columna, justo por debajo de la cintura. Apóyate con firmeza sobre las manos y aplica la presión de manera uniforme; deja que la fuerza de tu cuerpo separe tus manos y baja hacia las caderas lo más lentamente posible. Repite el movimiento varias veces, desde la cintura hasta un poco más arriba del coxis.

5. Levantamiento de cadera. Desliza las manos desde los hombros hasta los glúteos de tu pareja, luego pásalas por debajo de su cadera y tira hacia arriba de manera que levantes un poco su cuerpo. Repite.

6. Masaje Abdominal. La delicadeza es clave. Con los dedos de una mano, forma pequeños círculos cuando des masaje al abdomen. Hazlo en sentido de las manecillas del reloj y usa toda la palma para dar masaje en un gran círculo en la parte externa del abdomen.

Si no sabes cuál zona del cuerpo de tu pareja acariciar, dile que te guíe. Una buena opción para ello es el body paint. Tu pareja puede ir pintando números en su propio cuerpo para que tú los estimules a través de masajes eróticos.